Busca en nuestro iMagazine

Buscar frase

Citas y frases de aprendizaje

Los seres humanos adquirimos los conocimientos de diferentes formas, y estos se clasifican en función de esa procedencia y según cuál es su objetivo o cómo vayamos a usar ese conocimiento, este puede ser: CIENTÍFICO (se basa en el análisis, observación y experimentación); EMPÍRICO (las vivencias propias); FILOSÓFICO (documentación y razonamiento ordenado); INTUITIVO (se involucra la razón y la consciencia); LÓGICO (entendimiento de las ideas con coherencia).
En esta categoría, hemos clasificado para ello todo lo que tenga que ver con los datos, el análisis, la formación, el aprendizaje, los libros, experiencias, competencias, metodologías y la observación.

No lo habría visto si no lo hubiera creído.

El verdadero acto del descubrimiento no consiste en salir a buscar nuevas tierras, sino en aprender a ver la vieja tierra con nuevos ojos.

Marcel Proust

Reinventarse no quiere decir convertirse en alguien distinto a quien se es, sino sacar a flote nuestro verdadero SER. Es en este nuevo espacio de posibilidades donde afloran la creatividad, la sabiduría y la energía que transforman por completo nuestra experiencia, trayendo una mayor serenidad, ilusión y confianza a nuestras vidas. Está en nosotros, en el ejercicio de nuestra libertad personal, hacer elecciones que paulatinamente nos lleven a transformar nuestra forma de mirar.

Lo que necesitamos, por tanto, no es más o menos dirección. Lo que necesitamos es una dirección frente que dé la bienvenida al cambio., a la duda, a lo contradictorio; una dirección que no perciba lo individual como una amenaza, que valore a las pesonas autoresponsables y que conciba la inseguridad como una oportunidad. Necesitamos una dirección de adultos y hecha por adultos; una dirección que se preocupe por el equilibrio entre dar y el recibir, que tome en serio al otro, planteándole exigencias y confiando en su capacidad para satisfacerlas; una dirección que reclame el cumplimiento de lo acordado, que sea coherente y se comunique cara a cara. Una dirección muy exigente, en los dos sentidos de la expresión: muy exigente con los colaboradores y consigo misma; una dirección que afronte sus responsabilidades, sin abdicar con escándalo de su tarea dejándola en manos de herramientas aparentemente objetivas.

Hemos aprendido a volar como los pájaros, a nadar como los peces, pero no hemos aprendido el arte de vivir juntos, como hermanos.

Es por la lógica que probamos, pero por intuición que descubrimos.

Aunque el futuro sigue siendo incierto, el emprendedor se basa en una «comprensión anticipativa específica», que «no se puede enseñar ni aprender»; no se centra en lo que fue o es, sino que actúa sobre lo que espera que sea el futuro.

La mayor parte de la vida cotidiana es espectacularmente no lineal; si escuchas tus dos canciones favoritas al mismo tiempo, no obtendrás el doble de placer. Lo mismo ocurre con el consumo de alcohol y drogas, donde los efectos de la interacción pueden ser mortales. Por el contrario, la mantequilla de maní y la mermelada se combinan mejor. No solo suman, sino que se sinergizan.

Favorecemos lo visible, lo incrustado, lo personal, lo narrado y lo tangible; desdeñamos lo abstracto.

La conversación enriquece la comprensión, pero la soledad es la escuela del genio.