Existe una cierta confusión acerca de estos conceptos. ¿Sabes cuál es la diferencia entre ellos? ¿Cuál atrae más visitas? ¿Por cuál debes apostar en tu estrategia de marketing? Hoy trataremos estos temas, para que entiendas mejor sus diferencias y sepas donde centrar tus esfuerzos. Aprender a diferenciar entre tráfico orgánico, tráfico viral o de pago, te ayudará a definir mejor tu estrategia de marketing de contenidos.


Tráfico orgánico

Hablamos de tráfico orgánico cuando este se obtiene de forma gratuita, procedente de los buscadores o de tus seguidores.

El tráfico orgánico, se genera a través del contenido publicado en nuestro site y eventualmente compartido en nuestras redes sociales. Para que un contenido (del tipo que sea), logre un tráfico orgánico notable, es importante conocer los parámetros que los principales buscadores utilizan para posicionarlo. Estos parámetros no son estáticos, ya que se van actualizando periódicamente en función de las tendencias y de las nuevas funciones y posibilidades que van apareciendo en el mundo online. Pero hay ciertos aspectos que siempre debes de tener en cuenta al publicar y compartir contenido; elegir las palabras clave bajo las cuales quieres posicionarte, usar enlaces tanto a otras publicaciones propias como externas, y completar los metadatos en todos los campos posibles.


Conseguir táfico orgánico requiere tiempo y constancia
Conseguir tráfico orgánico requiere tiempo y constancia

Tráfico viral

Entendemos por tráfico viral, aquel que proviene de contenidos que se han viralizado. A diferencia del tráfico orgánico, el tráfico viral no proviene de la fuente original, sino a través de terceros. Estos pueden ser usuarios de cualquier red social que han compartido nuestro contenido y actúan como altavoz para nuestro mensaje, de un partner o colaborador, o incluso de otros blogs o webs con temáticas similares a la nuestra que han usado nuestro contenido para complementar su información.


Un contenido viral puede aportar mucho tráfico a nuestra web
Un contenido viral puede aportar mucho tráfico a nuestra web

Cuantas más veces se comparta tu contenido por terceros, más alcance tendrá. Si este contenido resulta útil o llamativo para muchas personas, tendrá más probabilidades de volverse viral.

Crea algo que la gente quiera compartir


John Jantsch

Tráfico de pago

El tráfico de pago es aquel que llega a nuestra web o blog a través de la publicidad de pago. Requiere una inversión directa, que normalmente se hace a través de plataformas como Google Adwords o Twitter Ads.


¿Cuál es el tráfico que me interesa para mi marca?


La respuesta a esta pregunta es más compleja de lo que aparenta. Todo el tráfico es bien recibido, pero estaremos de acuerdo que preferimos atraer a nuestro cliente potencial, que a un perfil de usuario que no lo es.

El número de visitas recibidas es un dato al que las marcas dan mucho valor, pero en muchas ocasiones, esto no se traduce en conversiones ni en un aumento de las ventas. El número de visitas, al igual que el número de followers en redes sociales forman parte de las llamadas métricas de la vanidad, es decir, son números que sacian nuestro ego, pero que no tienen por qué garantizar resultados.

El contenido orgánico, es decir, aquel por el que no pagamos para promocionar, ha de ser original y de calidad. De lo contrario, podría convertirse en viral teniendo efectos negativos para nuestra marca, como por ejemplo generar una mala imagen entre nuestros clientes o ser aprovechado por nuestra competencia para desacreditarnos. Si un contenido orgánico de calidad se vuelve viral entre nuestros potenciales clientes, conseguiremos un tráfico viral a nuestro sitio, compuesto por una audiencia que sí que nos interesa, que generará negocio y que aportará valor a nuestra marca. De ahí la importancia de crear contenido de calidad. Nuestra reputación está en juego.

Ahora bien, un contenido que genere mucho tráfico viral tiene otra ventaja, mejorará nuestro posicionamiento SEO en buscadores. Para lograr este propósito, una buena opción es la creación de infografías vistosas y útiles para nuestra audiencia. Las infografías son un tipo de contenido que, por su naturaleza visual, son muy compartidas en las redes sociales, con lo que resultan ideales para atraer tráfico viral.


Una elección para cada situación

Resumiendo, podemos afirmar que el tráfico orgánico conlleva dedicación y tiempo, que a la práctica significa también dinero (el tiempo es oro), pero cuando funciona, proporciona tráfico de calidad, compuesto mayoritariamente de usuarios con el perfil que nos interesa. El tráfico viral se caracteriza por su rapidez, si conseguimos que un contenido se vuelva viral, podremos disfrutar de un tráfico enorme durante un periodo de tiempo variable, lo que será un gran empujón para el posicionamiento en buscadores. Aunque en términos de conversión, no suele aportar tan buenos resultados. El tráfico de pago, generará visitas mientras dure tu inversión, es una buena opción para el momento en que decidas promocionar un producto o servicio.

Esperamos que te haya sido de utilidad este post, y que te hayamos resuelto dudas acerca de estos conceptos, y de como y cuando apostar por cada tipo de tráfico. No dudes en contactar con nosotros o dejar tus comentarios, estaremos encantados de charlar contigo.



En GaeaLearning ofrecemos cursos adaptados a tus necesidades
CONTACTA CON NOSOTROS y descubre nuestra OFERTA FORMATIVA

Suscríbete a las novedades de nuestro iMagazine

Suscríbete

Valora este articulo:

(No se ha valorado)

Cargando...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

deja tu comentario