El Hosting o alojamiento web es el servicio de almacenamiento online necesario para que el contenido de tu web sea accesible desde cualquier lugar. El Green hosting o alojamiento sostenible, es todo aquel que utiliza servidores alimentados con electricidad obtenida de fuentes renovables.


El impacto ecológico de Internet


La industria tecnológica y de Internet es responsable de aproximadamente el 4% de las emisiones de CO2 a nivel global. Aunque como vimos en el artículo Presente digital ¿Futuro sostenible?, si se tiene en cuenta el impacto ecológico de fábricas, cadenas de suministro, extracción y transporte de piezas para dispositivos tecnológicos, esta cifra podría significar hasta un 25% de las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel global.

Ante estos datos, es imprescindible empezar a tomar medidas que reduzcan el consumo atribuido al uso de Internet y las nuevas tecnologías. Para lograrlo, es necesario conocer que aproximadamente el 7% de la electricidad global consumida, proviene del uso y mantenimiento de internet.

Los grandes servidores que alojan los datos de las páginas web, archivos y correos electrónicos que consultamos a diario, consumen grandes cantidades de electricidad únicamente en sus sistemas de refrigeración, que están activos las 24 horas de los 365 días del año. Una de las soluciones que se están llevando a cabo, es el traslado de las llamadas granjas de servidores a zonas frías. Pero a nivel de usuario, existe una solución más práctica, contratar (o solicitar la contratación) de un Green hosting.

Si los centros de datos y las demás infraestructuras digitales se alimentaran al 100% con energías renovables, nuestra creciente dependencia de Internet podría incluso acelerar nuestra transición hacia una economía renovada

Greenpeace

¿Cuanto contamina el alojamiento de mi web?

Datos recientes estiman que una página web emite a la atmósfera 533 kilogramos de COde media por año. Esto se corresponde más o menos a las emisiones de CO2 que genera un coche que ha recorrido 3500 km. Es suficiente para hacernos una idea aproximada del problema que supone para el planeta el uso de Internet en el modelo actual. Por suerte, cada vez son más los proveedores de alojamiento web que ofrecen soluciones respetuosas con el medio ambiente.

La demanda energética de Internet, duplica en la actualidad la de 2010. Aunque los servidores usan una tecnología más eficiente, el aumento de la demanda de espacio en la nube no ha parado de crecer.


Soluciones a corto o medio plazo


Hoy en día, ya existen métodos que posibilitan que el alojamiento web tenga una huella de carbono igual a cero. A orillas del Mar del Norte, se ha construido un centro de datos que utiliza electricidad procedente de turbinas eólicas para cubrir el 100 % de su actividad. El calor residual generado, se usa para cultivar algas, que a su vez absorben el CO2.

Fórmulas existen, y la mejor manera de acelerar el cambio de modelo, es exigiendo un Green Hosting para tus proyectos online. Contacta con nosotros y te asesoraremos en esta y otras acciones que puedes hacer para reducir tu huella de carbono.

Suscríbete a las novedades de nuestro iMagazine

Suscríbete

Valora este articulo:

(No se ha valorado)

Cargando...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

deja tu comentario